Nuestro planeta necesita un respiro

Grandes áreas de América Latina están bajo estrés hídrico debido a los fuertes efectos del cambio climático.

Las lluvias son cada vez más erráticas, alargando los períodos de sequía, concentrándose en tormentas con lluvias torrenciales.

La falta de agua ha causado:

  • Pérdidas de cultivos
  • Incremento en los niveles de desnutrición
  • Reducción y contaminación de las fuentes de agua
  • Aumento de enfermedades

Lo cual ha deteriorado alarmantemente la calidad de vida de la población.

Nuestro objetivo

NOTA: asegúrese de que el título del ancla sea único en la página actual

Contáctanos

Nuestras Soluciones

Casos de Éxito